Vivimos en un mundo globalizado. A medida que nuestro mundo se encoge, las complejidades aumentan. La interacción humana no es un asunto fácil. Si deseamos que los niños sientan empatía unos por los otros, es necesario que los adultos demostremos tolerancia hacia aquellos que son diferentes, que actuemos de forma constructiva dentro de nuestra comunidad, el desarrollo del carácter necesita ser abordado. Si deseamos que los alumnos anhelen una vida significativa, su educación moral y social no puede estar librada al azar. Las escuelas que intencionalmente abordan cuestiones que tienen que ver con el carácter y la ética incluyen virtudes básicas como: la sabiduría y el conocimiento, el coraje, el amor, la humildad, la justicia y la espiritualidad contribuyen al bienestar general de los individuos y ayudan a cultivar a los miembros productivos de la comunidad.

¿Cómo debemos abordar cuestiones éticas en la escuela? GAMUT ofrece cursos hechos a medida para ayudar a los educadores a promover una educación moral y social en las escuelas. Utilizamos recursos planificados por psicólogos eminentes como Howard Gardner, Martin Seligman y Richard Weissbourd, de áreas como desarrollo humano y psicología, psicología positiva y psicología cognitiva. El objetivo es ayudar a que las escuelas puedan lidiar efectivamente con el desarrollo integral del niño, no solo con su desempeño académico.